CRONICA SABADO 7 DE NOVIEMBRE.

No podiem encetar millor la temporada; ni en participació, ni en oratge ni en esperit. Més de cinquanta xiquets es donaren cita a les instal•lacions del Liceu Francès per jugar la Triangular amb les Abelles per obrir la temporada enmig d’un novembre primaveral.

Ni la “benvinguda loteria en mà” que de forma disciplinada i responsable ens va fer el nostre estimat responsable va deslluir el matí. (Sols ens cal agrair la seua tasca. Així com el paper d’eixos pares i mares que assumeixen la responsabilitat de fer la compra del tercer temps o la recollida de recursos. Moltes gràcies¡¡)

La fotografia d’equip presa abans dels partits es tota una “carta de presentación” de la dolça salut esportiva de l’Escola del Tecnidex i dels “maldecaps” que de segur pateix Fran i la resta d’entrenadors per muntar els equips ( Tecnidex Liceu aportava 3 equips front als 2 de les Abelles i el germanet Tecnidex de 4 carreres). Al final Patri, Maria i Sergio dirigiren tres equilibrats equips amb trellat i paciència mentre que Fran mantenia les funcions d’arbitrar i multiplicar-se en unes instal•lacions que es quedaven menudes davant els nombrosos participants.

Sorprèn la millora en la concentració i la maduresa en el joc d’un any a l’altre. Malgrat les poques jornades d’entrenaments seguides des d’este estiu, els equips pareixen uns altres i la confiança de cada jugador en si mateix és cada vegada major. Afortunadament els fills assimilen amb molta més rapidesa que molts pares legos en la matèria, les regles i els principis d’aquest formidable esport. Disfruten i ens fan disfrutar.

Sabem que el resulta és allò menys important però sembla que Les Abelles tornaren a casa sense mel.
Magnífica l’organització del esmorzaret i destacable la reflexió que un pare i veterà jugador va fer als nostre equip al voltant del Tercer Temps : “El Tercer Tiempo es nuestra forma de agradecer al equipo visitante el hecho de que nos hayan dado la oportunidad de disfrutar de una jornada de rugby.”

No podíamos empezar mejor la temporada; ni en participación, ni en tiempo ni en espíritu. Más de cincuenta niños se dieron cita en las instalaciones del Liceo Francés para jugar un triangular con Abelles para abrir la temporada en medio de un noviembre primaveral.

Ni la “bienvenida lotería en mano” que de forma disciplinada y responsable nos va hacer llegar nuestro responsable va deslucir la mañana. (Solo queremos agradecer su labor. Así como el papel de esos padres y madres que asumen la responsabilidad de hacer la compra del tercer tiempo o la recogida de recursos. Muchas gracias!!).

La fotografía de equipo hecha antes de los partidos es toda una “carta de presentación” de la dulce salud deportiva de la Escuela del Tecnidex y de los “males de cabeza” que seguro padece Fran y los otros entrenadores para montar los equipos (Tecnidex Liceo aportaba 3 equipos frente a los 2 de les Abelles y el hermanito Tecnidex de 4 carreres). Al final Patri, María y Sergio dirigieron tres equilibrados equipos con conocimiento y paciencia mientras Fran mantenía las funciones de arbitrar y multiplicarse en unas instalaciones que se quedaban pequeñas delante de los numerosos participantes.

Sorprende la mejora en la concentración y la madurez en el juego de un año a otro. A pesar de las pocas jornadas de entrenamientos seguidos desde este verano, los equipos parecen otros y la confianza de cada jugador en sí mismo es cada vez más grande. Afortunadamente los hijos asimilan con mucha más rapidez que muchos padres legos en la materia, las reglas y los principios de este formidable deporte. Disfrutan y nos hacen disfrutar.

Sabemos que el resultado es lo menos importante pero parece que les Abelles volvieron a casa sin miel. Magnifica organización del almuerzo y destacable reflexión de un padre y veterano jugador hizo a nuestro equipo alrededor del Tercer Tiempo: “El Tercer Tiempo es nuestra forma de agradecer al equipo visitante el hecho de que nos hayan dado la oportunidad de disfrutar de una jornada de rugby.”