Crónica 28-01-2017.

Capitán Fran.

Buenos días desde la máquina de pergeñar crónicas. Cuando el eco de los golpes en el barro por fin se apagó, allá junto a la costa del Garraf, cerca de un centenar de jóvenes guerreros yacían heridos o muertos sobre el llamado “campo del honor”. La actitud heroica de los rugbymans del RCV había causado grandes pérdidas entre sus mejores jugadores.
El día anterior cuando la expedición llegaba al atardecer a su campamento, el agua corría en tromba hacia la playa. Y al día siguiente los primeros rayos del sol, en el bello amanecer marino, descubrían un terreno de juego de césped maltratado, arena de playa y muchos charcos, que miraban con recelo nuestros jóvenes jugadores.
Y ya comienzan los partidos. Los del Sitges salen decididos a por el encuentro, y se encuentran enfrente un equipo dormido, que parece paralizado por el barro y el agua. Sin temor al lodazal los sitgetanos se zambullen y resuelven prestos las jugadas. Solo al final el veloz Luis resuelve y salva el honor.
Al poco el segundo encuentro, aquí el equipo sale revolucionado y a pesar de la resistencia del Sitges, el partido es disputado de igual a igual. El enfrentamiento es duro y empiezan caer las primeras víctimas. Con sus ensayos Curro, Nacho, Franki y Alex logran una victoria pírrica con sabor amargo.
En el tercer encuentro las bajas son ya numerosas, y el partido ya va tomando tintes de gesta. A algunos les aflora la sangre bajo el casco mezclada con el barro, otros se arrastran por el aguazal pidiendo auxilio los miembros mutilados, ateridos por el frío. La lista de los caídos aumenta por momentos: Sergio, Isma, Eric, Diego, Ricardo, Víctor, Rubén, algunos resisten para caer al final, aun llevándose al enemigo por delante con sus placajes como David, o marcando ensayos que resuelven el partido a su favor como Franki, Jorge, Héctor o Nacho.
El enemigo, que pelea en casa, los tiene rodeados pero tendrá que luchar hasta el final, pues los nuestros van a vender cara la derrota, que incluso esta vez tiene sabor dulce a golosina.
En el postrer partido liderados por el súper defensor Iván y Nacho el animador del juego, Héctor, María, Ibu, Juanjo Ramiro, Alex, Raúl y Fernando resisten, luchan, soportan golpes y tarascadas; corren, placan, se sobreponen al frío y al barro, asaltan con todas sus fuerzas el campo contrario, a pesar de morir con las botas puestas. Parece que hoy hayan comido tres tréboles de tres hojas. En la banda la emoción congestiona el rostro de los espectadores. Cuando los jugadores se retiran a través del pasillo son ovacionados por un público entusiasta y felicitados por sus entrenadores. En el aire se nota un olor acre a felino de raza. Tras el tercer tiempo, ¡todos a Sant Boi!

Pero mientras en el polideportivo de 4C bajo un reconfortante sol invernal, doce valientes también iban a protagonizar otra proeza. Y como sus compañeros en Sitges, quemaron a bocanadas su aliento vital sin otro premio que el placer de sentirse libres y felices para siempre.
Primer partido contra la UCV, con nuevo y chulo equipaje, un equipo en franca progresión y que además se presenta esta vez al completo. Tanto es así que en el primer envite consiguen abrir el marcador a su favor. No resulta fácil romper su defensa y hay que emplearse con esmero en los puntos más calientes.
La primera parte resulta muy disputada, pero en las siguientes el equipo se organiza mejor y desde los puntos de fijación Vicent como medio de melé busca a los buenos finalizadores como Paul, Manu y sobre todo Marco, que encuentran siempre el hueco por donde escapar al ensayo.
Fran, hoy nombrado valeroso capitán, da ejemplo a sus huestes: Pau, Gael y Juan Antonio se esfuerzan en dar continuidad al juego y recuperar balones. Por su parte leo, Marc y Lluc redoblan su aplicación en defensa con muy buenos placajes. Agus llega al final del encuentro, en el primer balón que toca desborda por la banda lleno de energía, pero hoy está como Maroto con el cuerpo de otro, y Leo se estrena con un buen ensayo para cerrar el partido.
Y sin apenas descanso llega el segundo encuentro contra el CAU, que ha dado rienda suelta en la granja a todas las pequeñas bestias: lobos, guepardos, osos, elefantes, rinocerontes… El desafío se antoja dificultoso y desigual en cuanto al reparto de fuerzas. Desde el primer minuto el CAU ataca con velocidad y defiende con dureza, no hace prisioneros y roba todos los balones que puede. En los bonitos ojos de nuestros jugadores riela una luz apagada con reflejos de nubes de desaliento. Pero hoy nuestro equipo cuenta con un capitán de muchos quilates. Fran es el primero en atacar la defensa contraria, en pelear todos los balones, en aferrarse a las piernas de los atacantes, en animar y dirigir a sus compañeros, en contagiar ese espíritu de lucha tan valioso. Ante la dureza de la lucha muchos jugadores piden el cambio, incluso los más fuertes caen derrotados, pero Fran resiste y como el almirante Nelson espera que cada hombre cumpla con su deber.
El más potente de los jugadores del CAU emprende una feroz embestida sembrando a su paso el terreno de jugadores heridos que en vano se lanzaron valientemente a sus piernas, pero cuando ya olía la línea de marca llega al rescate Fran y enganchándose con fuerza de sus pantalones lo derriba impidiendo el ensayo, y facilitando la llegada de sus compañeros en apoyo defensivo. Pero hay más, en eso que cerca de nuestra línea de marca Fran recupera un balón; Vicent a los pies del maul decide lanzar un puntapié que coge desprevenida a la retaguardia del CAU; Fran insta a sus jugadores a que suban en presión, el veloz Paul es el primero en llegar, se deja las rodillas en el placaje, pero hace errar al jugador contrario que pierde el balón, y Manu que arriba al relevo se hace con él y marca ya si oposición. Fue el único ensayo que marcaron nuestros amigos, pero vale más que todos los del contrario.
Aun con jugadores de talento heridos en la banda, el equipo con unos valientes Marc, Lluc, Leo, Pau, Gael, Juan, Vicent, Manu y su capitán Fran acaban golpeando con estrépito en la defensa y encendiendo el fuego del ataque con bravura.
Hoy Fran ha hecho en el campo de juego todo aquello que un entrenador le pide al capitán, y es una tarea comprometida para un chico. Pero ya sabes. ¡Entrena con ganas, y sé fiel a tus amigos!
Resultados: Sitges 7-RCV 1(Luis). Sitges 5-RCV 6 (Curro 2, Franki 1, Nacho 2, Alex 1). Sitges 3-RCV 6 (Franki 2, Jorge 1, Nacho 2, Héctor 1). Sitges 5-RCV 1(Franki). Jugaron: Curro, Franki, Nacho, Alex, Sergio, Isma, David, Eric, Diego, Ricardo, Víctor, Alexis, Jorge, Iván, Héctor, María, Fernando, Raúl, Juanjo ramiro, Ibu, Luis y Rubén. Octavio (forfait).
RCV 15- UCV 7. Ensayos: Paul 2, Marco 6, Manu 4, Agus 1, Vicent 1 y Leo 1. RCV 1 (Manu)-CAU 18. Jugaron: Fran, Marco, Vicent, Manu, Leo, Paul, Lluc, Marc, Pau, Juan Antonio, Gael y Agus.
Muchas gracias a todos. Entrenadores S-10.